Xiaomi Mi 10 Lite Review

Cómo Hacer un BUEN mantenimiento del Móvil

Todos sabemos que los móviles son dispositivos indispensables para distintas de labores en el día a día. Pero tal como pasa con cualquier equipo electrónico, debemos darle un mantenimiento periódico que asegure su vida útil en la medida posible. Esto es algo que pocos usuarios consideran al adquirir alguno de los mejores móviles de Android del momento, y eso ocasiona más de un problema a largo plazo, especialmente si el uso es constante.

Mientras disfrutamos de los juegos del campeonato Europeo, quizás sea una buena altura para realizar algunas EURO 2020/2021 predicciones, pero también prevenir que te deje de funcionar o se te vaya a dañar por alguna razón. Así que, en artículo te comentamos todo lo que necesitas para un buen mantenimiento del móvil.

Es clave tener un dispositivo limpio

El buen mantenimiento de un móvil no solo es interno. Las partes físicas y externas también requieren de tu atención, por lo que es buena práctica mantenerlo libre de suciedad y polvo. Hay que tener especial cuidado en aquellas partes donde se conectan periféricos como los auriculares, cargadores y gadgets.

Si quieres limpiar esos periféricos, puedes ayudarte con un pequeño hisopo o incluso con un pequeño pañuelo de tela. Pero en cualquier caso, siempre debes hacer una limpieza en seco. También puedes hacer la limpieza externa con un poco de agua o alcohol absoluto, asegurándote de no utilizar demasiado. Aplícalo con una toalla microfibra para no rayar la pantalla y deja secar muy bien antes de continuar utilizándolo.

Protégelo con una buena funda

Puede ser una recomendación muy común, sin embargo siguiendo con el cuidado externo del móvil, es mucho lo que puedes prevenir si aseguras una buena funda. No te limites a quedarte con las de plástico o silicona que trae el móvil al comprarlo, esta no asegura una protección completa y se ensucia muy fácil. En su lugar puedes adquirir un protector duro, que cubra los periféricos, pero que también proteja la pantalla y sea ergonómico. Hoy en día hay todo tipo de fundas con tamaños, figuras y materiales para todos los gustos.

Usa una mica para no dañar la pantalla

La pantalla también merece un buen mantenimiento, sobre todo porque de esta dependemos por completo para el uso del móvil. Desde el día uno debes adquirir tu mica o protector de pantalla, la cual te ayudará a cubrir el panel táctil frente al polvo y va a extender la vida útil. Si guardas el móvil en el bolsillo, probablemente te olvides de las llaves o las monedas, rayando la mica. Siempre puedes cambiarla apenas cuando lo consideres necesario.

Desinstala las apps innecesarias

Las apps también inciden en el mal funcionamiento de nuestro dispositivo móvil, por eso un buen mantenimiento incluye hacer una revisión de todas aquellas apps que hemos instalado. A veces podemos excedernos en el número de apps instaladas, y muchas veces podemos almacenar algunas que no utilizamos para absolutamente nada.

El gasto de recursos que suponen las aplicaciones suele ser poco en un principio (según la que hayas instalado) pero si acumulas muchas apps basura, a largo plazo podrás notar cómo se ralentiza tu móvil o se consume más rápido la batería. No tengas contemplaciones con todo lo que ya no uses, desde la Play Store podrás borrar lo que has descargado, no importa si son juegos o apps que probaste en su momento y nunca decidiste salir de ello.

Elimina archivos basura

Files de Google
Files de Google
Developer: Google LLC
Price: Free

Luego de salir de las apps innecesarias, hay que hacer una limpieza a todos aquellos archivos que se encargan de ocupar espacio en el dispositivo. Una de las apps que más basura nos deja es WhatsApp, con toda la galería de fotos, mensajes y archivos. ¿Realmente necesitas aquellas imágenes que llevan más de un año en galería? Si la respuesta es no, entonces puedes comenzar a hacer una limpieza hoy mismo.

Para evitar las descargas automáticas, tienes que acudir a la carpeta de ajustes y entrar en la pestaña Datos y Almacenamiento. Solo deja seleccionada la opción de «Ningún archivo«, para que solo se guarden los descargados manualmente. Si quieres hacer una limpieza más profunda, puedes usar algún administrador de archivos para Android, incluso puedes utilizar el que trae por defecto. Trata de no eliminar archivos en formatos desconocidos, ya que estos pueden ser parte del sistema.

Deja todo actualizado

Hay algunos usuarios que conservan sus móviles tal como llegaron de fábrica. Restringiendo actualizaciones y olvidándose de la importancia que tienen. Esto es algo a lo que no debemos someter a nuestro móvil, ya que cada actualización trae consigo alguna mejora, un arreglo de errores e incluso optimización para el menor consumo de recursos en el celular. Tampoco hay que olvidar las actualizaciones de seguridad del Sistema Operativo.

Es habitual que las actualizaciones de sistema lleguen solas y muchas veces un aviso te va a indicar aquellas mejoras que trae consigo. Recuerda que en algunas ocasiones, no vas a tener lo más reciente de Android, sino que estarás recibiendo algún parche del fabricante, como pasa con Xiaomi y Samsung. Asegúrate de prestar atención a los cambios de la nueva actualización para mantener tu móvil estable.

Descarga toda la batería al menos una vez al mes

Para ayudar a conservar la batería en óptimas condiciones, muchos fabricantes recomiendan mantenerlas entre el 30% y 80% de su carga. La razón es que hoy en día se mide la capacidad de una batería según el ciclo de carga que completan del 0% al 100%, entonces de este modo se procuran durar la mayor cantidad de ciclos que sea posible.

Sin embargo, pocos usuarios saben que durante al menos una vez al mes es conveniente descargar la batería para poder calibrarla. Cuando lo hagas, recuerda desactivar la función de ahorro para que de este modo el móvil la agote en su totalidad. Si no lo calibras, seguramente vas a ver porcentajes de batería erróneos y el móvil podría terminar por apagarse en el momento menos oportuno. Mejor prevenir que lamentar.

Aprovecha el almacenamiento físico y en la nube

No todo lo que tenemos en el móvil es basura, pero muchas veces tampoco es indispensable para funcionar. De hecho mientras más archivos acumulamos, más problemas vamos a tener para mantener el rendimiento óptimo. En este caso puedes hacer varias cosas, además de eliminar los archivos. Lo más sencillo es adquirir una memoria SD con la que logres ampliar su espacio.

Lo otro es subir los archivos a los distintos servicios de la nube, entre los que podemos encontrar muchos gratuitos como Google Drive, iClod, DropBox, MEGE, OneDrive, por contra algunos. Aunque puedes aprovechar cierta cantidad de espacio limitado, siempre podrás costear una suscripción para expandir tu memoria en la nube. No suele ser nada costoso y podrás disponer de estos archivos en cualquier momento a través de otros dispositivos.

Una vez al año restaura la configuración de fábrica

Ya para finalizar, podemos tomar medidas mucho más drásticas con nuestro móvil. Primero recuerda respaldar toda la información que consideres imprescindible, como son los contactos, mensajes, fotos, vídeos o información personal (para ello puedes usar la nube). La idea es borrar todo lo que hayas guardado en tu dispositivo, para restablecerlo a su estado de fábrica. De este modo se hace una limpieza profunda, y podrás volver a estrenarlo.

Para restablecerlo en Android, puedes acceder a la configuración, entras en la pestaña «Personal», luego buscas «Copia de seguridad y restablecer» y accedes a la opción de «Restablecer configuración de fábrica». Ya último debes seleccionar «Borrar todo», aceptar los permisos y dejar que el dispositivo haga todo el trabajo. Recuerda que en algunos móviles con su propia capa de personalización, el proceso puede variar un poco.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

  Acepto la política de privacidad