ACER NITRO XV273K PORTADA

Acer NITRO XV273K 4K 144Hz, Review en Español

Acer NITRO XV273K 4K 144Hz, Review en Español
Perfecto para Profesionales Jugones
Estamos ante uno de los primeros monitores 4K de 144Hz y han llegado para quedarse. Con él vamos a necesitar exprimir cada fps de nuestro equipo, pero como hemos visto ya con gráficas de gama media-alta podemos disfrutarlo, de modo que es una apuesta a medio-largo plazo.
Diseño
80
Conectividad
85
Pantalla
95
Funcionalidades
85
OSD
80
Lo bueno
Pantalla 4K y 144Hz
Calibración correcta y colores vivos
Sin bleeding aparente
Diseño gaming pero sobrio
Los parasoles son un extra interesante
Lo malo
La peana ocupa casi 30cm
Falta brillo para disfrutar el HDR
No tener FreeSync2
85
Recomendado

El Acer Nitro XV273K es un monitor de altísimas prestaciones, con pantalla 4K IPS de 144Hz, HDR, FreeSync y compatibilidad certificada con G-Sync, por lo que es seguro que vamos a tener sensaciones fuertes. Quédate con nosotros mientras analizamos uno de los mejores monitores que hemos probado.

PanelAHVA-IPS de 10bits de AU Optronics
Resolución4K – UHD 3840×2160 (163.2dpi)
Color100%sRGB (91% DCI P3)
Brillo350nits (400nits en modo HDR)
Contraste1000:1 (sensor de luminosidad)
Frecuencia144Hz (40-144Hz FreeSync)
Altavoces2 x 4W

Diseño y Peana

Estando ante un monitor eminentemente gaming por sus características, acabado con un exterior agresivo pero sin estridencias: plásticos en color negro mate, superficies que imitan aluminio cepillado, las patas metálicas y sólo un par de acentos en rojo. Es decir, un monitor que incluso podría pasar desapercibido en un entorno profesional siempre y cuando apaguemos los leds RGB de la parte inferior. Es más, si le ponemos los parasoles que trae incluidos, cualquiera podría pensar que estamos ante un monitor para profesionales de la fotografía o el vídeo.

ACER NITRO XV273K Parasol Cerrado

Los parasoles están fabricados en el mismo plástico cepillado en su parte exterior, quedando forrados de terciopelo negro en sus caras interiores, lo que ayuda a evitar reflejos en la pantalla y a centrar nuestra vista en ella.

Las aletas laterales van unidas al monitor por 2 tornillos y son ajustables, mientras que la parte superior fija las pestañas en su posición más cerrada y es fácil de retirar. En la parte central cuenta con una pequeña ventana, que nos permite instalar una webcam incluso con el parasol puesto. Y en el apoyo con la ventana un pequeño cuadradito que deja a la vista el sensor de luminosidad del monitor.

ACER NITRO XV273K Parasol Abierto

Mirando el monitor por detrás, vemos la marca del monitor en la esquina superior y en la inferior los botones y el joystick para navegar por los menús. Buena disposición (llegas bien incluso con los parasoles), funcionan bien y el tener botones ayuda a la navegación, que en monitores con sólo el joystick a veces se vuelve tediosa.

ACER NITRO XV273K Joystick Peana

Al sacar el monitor de la caja la peana viene ya montada, por lo que sólo tendremos que ponerlo en la mesa y enchufarlo. La peana metálica de 3 patas, aunque visualmente no parece muy grande, ocupa algo más de espacio del que nos gustaría, avanzando unos 30cm desde la pata trasera al frontal del monitor. Aunque como veremos, tampoco es un problema que estos monitores de 27″ con resolución 4K nos queden demasiado cerca.

Conectividad

ACER NITRO XV273K Conectividad

La conectividad es bastante buena, con 2 DisplayPort 1.4 y 2 HDMI 2.0, además de 4 USB 3.0. Los 2 USB, las entradas de auriculares y el micrófono en el lateral izquierdo para facilitar su acceso. Como es habitual, necesitaremos conectar mediante el USB Upstream el monitor al PC para poder hacer uso de los USB. Un buen detalle es que desde las opciones del monitor podremos dejar activos esos USB cuando el monitor está apagado.

Pantalla

Llegamos a la pantalla, un panel AHVA-IPS firmado por AU Optronics con resolución 4K y 144Hz que nos ha gustado mucho pero que exigirá hasta el límite a nuestro PC. El panel es de 10bits (8bits+FRC) y se ve realmente bien, destacando los tonos rojos y verdes que consigue gracias a la capa Quantum Dots.

El monitor tiene un tiempo de respuesta de 4ms, bastante bueno para ser un IPS, pero es que además con la tecnología VRB (Virtual Response Boost) que fuerza a tener aún menores tiempos de respuesta para cuando jugamos a shooters o juegos competitivos.

La prueba del bleeding fue muy satisfactoria, llegando a 3200 de ISO para empezar a notar el backlighting del monitor, pero sin llegar a notar bleeding en el mismo. La uniformidad del panel y el color se muestran muy consistentes también, con negros bastante oscuros para ser un IPS, incluso sin necesidad de bajar el ecualizador de negros.

Viene bastante bien calibrado, aunque si editamos fotografía, conviene ponerlo al lado de nuestro monitor de referencia o usar un calibrador para asegurarnos precisión en los colores. Además tiene varios perfiles específicos para los diferentes espacios de trabajo (sRGB, HDR, Rec709, EBU, DCI y SMPTE) lo que lo convierten en un monitor en el que podrías sentirte muy cómodo editando de forma profesional.

Contamos con 3 modos de imagen pre-configurados para juegos (acción, carreras y deportes) y el modo «usuario» que son personalizables, lo que nos permite tener hasta 4 ajustes propios, lo cual siempre es interesante.

HDR

El monitor cuenta con certificación HDR400 y realmente permite activar el HDR en Windows y en juegos. Es posible que en alguno merezca la pena, pero no es la tónica general. Al quedarse en los 350-400nits no llega a los niveles de brillo necesarios y la imagen queda algo apagada, como «lavada» y falta de contraste. Yo personalmente lo dejo desactivado.

Por contra, el perfil HDR del monitor sí me parece un acierto y puede darnos ese plus de viveza a las imágenes cuando estamos jugando o viendo películas si es lo que buscamos. Sin embargo tenemos que pagar cierto peaje, como que el FreeSync se desactiva (para FreeSync+HDR necesitaríamos que fuera FreeSync2) y hay algunas opciones gráficas que dejan de estar activas.

Gaming y Multimedia

Es toda una experiencia ponerse a los mandos con este monitor, si bien llegar a los 144Hz en 4K no será tarea fácil… tampoco debería obsesionarnos llegar a esa cifra. Con tarjetas gráficas entorno a los 450-550€ como las RX 5700XT ó RTX 2070 Super, podremos disfrutar del [email protected] en los juegos más actuales y exigentes (bajando algún ajuste en algunos), llegar a los 100-144Hz en 4K en la mayoría de juegos competitivos… o incluso bajar resolución (a 2K) o ajustes para poder disfrutar de juegos potentes entorno a los 100-144Hz.

El escalado desde 2K es realmente bueno y una vez estás metido en la acción, llegas a olvidarte si estás jugando a 2K o 4K. Es cierto que con la resolución nativa de 3840×2160 píxeles notas un nivel superior de definición (es evidente) pero en juegos con mucha acción podemos sacrificar algo la resolución para sacar algún pixel extra que nos aporte más fluidez.

Jugando la experiencia es muy buena, con colores profundos, vivos y buen tiempo de respuesta. El FreeSync hace su trabajo, aunque habríamos agradecido FreeSync2 para poder activar el HDR al mismo tiempo.

El jugar con los parasoles puestos resulta un poco raro al principio. Sin embargo te acostumbras y ciertamente ayuda un poco a focalizarte sobre la pantalla, sin que la visión periférica nos distraiga… no en vano algunos fabricantes incluyen ese tipo de parasoles en sus monitores para e-sports.

Veredicto y Alternativas

Estamos ante uno de los primeros monitores 4K de 144Hz y han llegado para quedarse. Con él vamos a necesitar exprimir cada fps de nuestro equipo, pero como hemos visto ya con gráficas de gama media-alta podemos disfrutarlo, de modo que es una apuesta a medio-largo plazo.

Siempre he pensado que el 4K para tamaños de 27″ era algo excesivo… y en cierta forma lo es. Necesitamos usar escalado en Windows, algunos juegos tendremos que bajar ajustes o resolución… pero la imagen es claramente más nítida que en monitores 27″ con resolución 1440p. Pero es un exceso fantástico y que vamos a disfrutar como niños chicos.

Hay pocas alternativas por el momento y por debajo de los 1000€ sólo contamos con el XV273K y el XB27KGP (que es la versión G-Sync del XV273K). Mientras que entorno a los 2000€ tenemos el Acer Predator X27 y el ASUS PG27UQ, que ya añaden local-dimming, brillo de 1000nits. Si no tienes tanto dinero para gastar, siempre puedes ver nuestra lista de los mejores monitores baratos.

NewEsc-Sello-Final-Recomendado

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Diseño
Conectividad
Pantalla
Funcionalidades
OSD
Puntuación

  Acepto la política de privacidad