Si hay algo de lo que hablamos el año pasado hasta no poder más era la velocidad del iPhone 7 Plus y de todos los benchmarks. Ahora, con el Samsung Galaxy S8 y su nuevo procesador de Qualcomm, ¿será posible superar al flagship de la empresa de Cupertino?

Ya están empezando a aparecer algunos vídeos en YouTube mostrando los dos terminales lado a lado, y para decir la verdad, no hay un claro ganador. Quizás a largo plazo el iPhone 7 Plus pueda ganar por su optimización, pero ahora mismo, lado a lado, el S8 es tan rápido como el iPhone 7.

Como has podido ver en el vídeo, tanto el iPhone como el Samsung ganan en algunos apartados, pero la diferencia de velocidad y de apps en segundo plano casi que ni se notan.

Es por eso que, si tienes dudas sobre cual deberías comprar, no te dejes llevar ni por la potencia ni por los benchmarks. Son dos terminales topes de gama y no tendrás ningún problema en ejecutar una app. Lo que deberías tener en cuenta son otros apartados como el diseño, cámara, autonomía y sistema operativo.