Cómo Limpiar un Teclado de Ordenador

Cómo Limpiar Un Teclado a Fondo Sin Dañarlo

Limpiar un teclado de ordenador es un modo bastante eficiente de extender la vida útil para uno de los periféricos más importantes. También es una tarea importante para cuidar la higiene y proteger la salud personal en estos días. No importa si hablamos de cómo limpiar un teclado mecánico de ordenador o el de un portátil. Al final, los beneficios siempre son los mismos.

Sin embargo los pasos y las técnicas pueden variar ligeramente. No todos los teclados son iguales ni tienen las mismas características o necesitan los mismos métodos de limpieza. Aquí te explico brevemente cómo diferenciar cada uno y cuales son los pasos correctos para que, desde casa, puedas limpiar tu propio teclado sin dañarlo.

Antes de limpiar un teclado a fondo

Por más cuidado que tengas, es normal que tu dispositivo se ensucie con el paso del tiempo. Pero hay algunas consideraciones que deberías tener siempre presente para mantener tu teclado mecánico en buenas condiciones.

  • No dejes que se caiga el teclado al suelo,
  • No lo utilices con las manos manchadas o sucias,
  • Tampoco deberías consumir alimentos alrededor ni mientras lo utilizas.
  • Realiza una limpieza con regularidad;

Si bien estas consideraciones se aplican para todo, debes identificar el tipo de teclado que vas a limpiar a fondo. Depende de si vas a limpiar un teclado de membrana, uno mecánico o uno portátil, habrá que ser más cuidadoso de uno y quizás no tanto con otro. También influye si el teclado tiene carcasa o no.

De cualquier modo, recuerda que debes desconectar el teclado antes de limpiarlo, ya que la corriente puede ocasionar un cortocircuito y perjudicar su dispositivo mientras lo limpia. Si utilizas un portátil, debes apagarlo y sacar su batería como una medida de seguridad adicional.

Lo que deberías hacer todos los meses

Para comenzar a limpiar un teclado, te quiero decir que deberías realizar un mantenimiento mensual de tu teclado, especialmente si lo sueles utilizar todos los días.

Estos consejos te sirven si con el tiempo han caído partículas de comida, plásticos, papeles o sencillamente quieres eliminar residuos de cierto tamaño de entre las teclas.

La limpieza superficial puedes realizarla todos los días si quieres o si lo consideras necesario. La mayor ventaja de eso es que no es invasiva y reducen la necesidad de una limpieza a fondo.

Desconecta tu teclado y colócalo boca abajo. Agítalo con algo de energía para sacar esa basurilla de entre las teclas, pero no le des golpes fuertes sobre la mesa, ya que eso en lugar de ayudar a sacar la suciedad, termina perjudicando su funcionamiento.

Si dispones de una lata de aire comprimido, úsala para retirar polvo y basurilla entre las teclas, inclinando ligeramente el teclado para que la suciedad salte con el aire. También puedes usar una aspiradora pequeña de mano o un cepillo alargado para limpiar entre los espacios de las teclas, pero asegurate de que las teclas estén bien colocadas para no desprender ninguna.

Por otra parte, es posible retirar manchas y desinfectar tu teclado con ayuda de un bastoncillo de algodón un poco humedecido con alcohol isopropílico, aunque también funciona si humedeces un pincel o una payeta que no desprenda pelusas. En estos casos sólo frota con suavidad cada tecla hasta retirar la mancha, luego deja secar muy bien antes de volver a conectar el teclado.

Estos consejos te permiten limpiar el teclado por la parte externa, eliminar el polvo y desinfectar de forma completa. Pero si necesitas una limpieza más a fondo, vas a tener que abrir tu teclado para un tratamiento mucho más especial. Esos métodos no son complejos, pero igual te recomiendo aplicarlos sólo de forma esporádica para manipularlo lo menos posible.

Cómo limpiar un teclado de ordenador

Generalmente, para poder limpiar un teclado de ordenador con membrana, primero debes retirar su carcasa. Si no retiras esa carcasa, no puedes limpiar las teclas ni la base de manera adecuada por dentro. Por eso cuentan con una serie de tornillos que debes aflojar antes que nada.

Por otra parte, es más simple limpiar un teclado mecánico ya que este tiene sus teclas montadas sobre el interruptor, y el interruptor está por encima de la base. La mayoría de los teclados mecánicos no traen carcasa, con muy pocas excepciones, de modo que sólo vas a tener que enfocarse en las teclas y en la base.

Limpiar un teclado mecánico

  • Toma una fotografía al teclado antes de iniciar la extracción de las teclas para recordar la posición exacta de cada pieza, luego de limpiar. También puedes organizarlas aparte en su respectiva posición, pero si mueves alguna por accidente podría ser confuso luego.
Cómo Limpiar un Teclado Antes de empezar
  • Inicia la extracción utilizando el desmontador de teclas con forma de anillo, algo que algunos fabricantes incluyen con el teclado. Si no lo tienes, puedes adquirirlo o utilizar algún otro utensilio que sirva de palanca.
Extractor de Teclas para limpiar el teclado
  • Quita las teclas haciendo presión muy suavemente. Ten cuidado con las teclas grandes, ya que estas por lo general tienen más de un resorte que las sostiene.
Cómo Limpiar un Teclado Sucio
  • Si tienes muchos cabellos y pelusas dentro del teclado, te recomiendo coger el aspirador y ver que es lo que consigues quitar de esa forma antes de limpiarlo más a fondo.
  • Puedes utilizar algodón y una pinza para limpiar todos los rincones del teclado, pero creo que lo más sencillo sería con un cepillo de dientes y algo de alcohol.
  • Las teclas se limpian aparte. Llena un recipiente con agua tibia y añade jabón, luego introduce todas las teclas y lavalas juntas. No utilices químicos fuertes ni agua demasiado caliente para no dañar la serigrafía ni el plástico. También puedes frotar con un cepillo cada tecla por separado para eliminar alguna suciedad más profunda.

Cuando todo esté limpio, deja secar muy bien antes de volver a armar el teclado mecánico. Para el secado no necesitas utilizar secador ni nada similar, ya que el calor directo daña el plástico. Sólo deja la base y las piezas en un sitio donde corra algo de brisa durante varias horas.

Limpiar un teclado de membrana

Para limpiar un teclado de ordenador con carcasa, es necesario desarmarlo. Antes de iniciar el proceso, te recomiendo tomar una foto de las teclas, para recordar su posición correcta cuando vayas a armarlo nuevamente.

  • En la parte posterior del teclado vas a ver las ranuras de los tornillos, toma en cuenta que algunos modelos traen 4 tornillos y otros traen 6 o más. Debes colocar el teclado con las teclas hacia abajo para retirar los tornillos adecuadamente.
  • Tu teclado estará dividido en la carcasa superior (la que tiene las teclas) y la carcasa inferior (donde estaban los tornillos). Remoja ambas carcasas en agua tibia con algo de jabón y pasa un buen cepillado para retirar la suciedad más profunda, pero asegúrate de separar todo el componente electrónico para no dañar el teclado.
  • La otra parte es la membrana de las teclas, la puedes lavarla con un poco de agua y alcohol isopropílico. No utilices cloro, quitamanchas ni productos químicos para no deteriorarla. Si tu membrana está fusionada con la pieza electrónica, salta este paso.
  • Falta por limpiar la placa PCB, el componente electrónico. NO USES AGUA para limpiar este componente o lo vas a dañar; en lugar de eso, frota suavemente un paño de microfibra, humedecido con un poco de alcohol isopropílico, el cual se seca rápido y funciona bien para limpiar piezas electrónicas. Una buena pasada será suficiente.

Una vez esté limpia cada pìeza, deja secar al menos 2 días seguidos. También puedes colocar en un lugar donde circule brisa constante para que el proceso sea más rápido, pero nunca lo pongas directo al sol ni mucho menos utilices un secador caliente, para no deformar las teclas. Cada pieza debe estar bien seca antes de volver a montar tu teclado.

Cómo limpiar el teclado de un portátil

Estos teclados a simple vista no parecen acumular tanta suciedad porque los espacios de las teclas son más estrechos que los de un teclado de ordenador. Sin embargo, igual son propensos a acumular polvo y basura, incluso manchas o humedad luego de muchas horas de uso.

Yoga C940 Teclado limpio

Para poder limpiar el teclado de un portátil, es necesario utilizar aire comprimido antes de intentar abrir el teclado, inclinando un poco el portátil para que los residuos acumulados salgan con facilidad.

También puedes pasar un pincel fino y limpiar cada rincón posible con un poco de alcohol isopropílico para desinfectar de bacterias y gérmenes.

Asumiendo que ya retiraste todo el polvo, toca proceder a abrir el teclado, pero toma en cuenta que limpiar el teclado de un portátil por dentro es un poco delicado y mi mejor consejo sería llevarlo con un profesional para evitar dañar algún componente. Debes saber muy bien lo que haces y trabajar con delicadeza, debido a que la dificultad de cada teclado varía según su modelo.

Si es necesario hacer una limpieza profunda entonces no queda más remedio que abrirlo. Recuerda primero apagar el portátil y quitar la batería si es posible. Retira las teclas para limpiar con un paño de microfibra y alcohol isopropilico. En ciertos modelos de portátiles, sólo podrás limpiar el teclado abriendo la base y extrayendo los componentes electrónicos.

Qué hacer si derramas líquido en el teclado

Esta es una de las situaciones más apremiantes cuando usas un ordenador, y una de las razones por las que hago hincapié en no consumir alimentos cerca del teclado. Si tienes la mala suerte de derramar algo sobre tu teclado, sigue estas recomendaciones.

  1. Desconectalo inmediatamente y colócalo con las teclas hacia abajo.
  2. Es necesario realizar la limpieza profunda, por lo que vas a tener que retirar las teclas y lavarlas muy bien. Además de limpiar la base hasta secar el líquido.
  3. Si el teclado es de carcasa, debes desarmarlo y secar inmediatamente la pieza electrónica. En caso de que quede una mancha pegajosa, intenta quitarla con algodón humedecido en alcohol isopropílico.
  4. Deja secar muy bien durante al menos 2 días antes de encenderlo. Si esperas menos tiempo, hay una posibilidad de que el componente electrónico se deteriore con la electricidad.
  1. Apaga el portátil de inmediato y retira la batería si puedes, para prevenir un cortocircuito.
  2. Colócalo de cabeza con la tapa bien abierta durante un buen rato, para que el líquido salga y no se filtre entre las rendijas.Puedes utilizar un paño de microfibra, una toalla, un periódico o una camisa vieja para retirar el líquido que va saliendo. Apoyate con lo que tengas a la mano.
  3. Luego de un par de horas, necesitas limpiar el teclado del portátil de manera superficial y cierra la tapa, colocando unas hojas de periódico o un paño microfibra entre la pantalla y el teclado.
  4. Deja que se seque durante 1 o 2 días, incluso 3 si es posible, pero recuerda cambiar y revisar el paño con regularidad, a que debes cambiarlo si se humedece demasiado. Al pasar ese tiempo, sólo queda prender el dispositivo y esperar a que todo siga funcionando de forma correcta.

Para evitar ensuciar más de lo necesario

Una vez tu teclado esté limpio, es conveniente seguir algunas recomendaciones adicionales para mantener esa limpieza al máximo. Quizás más de una recomendación la habrás escuchado antes, pero igualmente me gustaría recordarlas. Nunca se es demasiado seguro.

Protector de plástico para el Teclado
  • Invierte en un protector especial para el teclado, el cual es muy barato y te ahorrará tiempo y esfuerzo. Sólo tendrás que quitar y limpiar la funda, con un proceso menos complicado que limpiar un teclado mecánico o de un portátil. También puedes renovarla con facilidad cada tanto tiempo.
  • Jamás consumas alimentos ni bebidas frente a tu ordenador o tu portátil. Aleja el rastro de comida del teclado, ya que muchas veces genera los problemas más complicados de solucionar; recuerda que la comida atrae hormigas que dañan los componentes internos. De igual manera, si derramas líquido en tu teclado por accidente, puedes causar un daño definitivo, imposible de arreglar.
  • Lava tus manos antes de utilizar el teclado, de ese modo evitas dejar las bacterias traídas del exterior. El lavado de manos también previene que ensucies las teclas con la grasa de la piel, así no tendrás que limpiar un teclado cada vez que lo utilices.
  • No descanses las manos encima del teclado, siempre colócalas a un lado cuando no lo estés utilizando. Tocar el teclado únicamente para escribir, reduce el contacto y extiende la calidad de la limpieza.
  • Mientras no utilices el teclado del ordenador cúbrelo con la funda, o con un plástico, para protegerlo del polvo y reducir la exposición a la suciedad; si usas un portátil procura dejar la tapa abajo cuando está apagado. Este consejo tan sencillo, marca una gran diferencia.

Por su puesto el último consejo, pero no menos importante, es que debes limpiar con frecuencia el teclado del ordenador o de un portátil. No necesitas hacerlo a cada momento ni cada semana, sobre todo si tienes especial cuidado para ensuciar lo menos posible. Puedes hacer una limpieza a fondo al teclado aproximadamente entre una vez al mes o cada 6 meses.


Cuéntanos en comentarios si luego de leer este artículo, lograste limpiar un teclado mecánico de ordenador o uno portátil con facilidad. Si tienes algún método que quizás pasé por alto o tienes alguna consulta particular, no dudes en escribirnos para poder ayudarte.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

  Acepto la política de privacidad