Ahora más que nunca, usuarios y legisladores se encuentran preocupados por la privacidad de las comunicaciones a través de Gmail. El pasado mes de julio ya se había reportado en The Wall Street Journal que Google permitía a aplicaciones de terceros el ingreso a cuentas de Gmail, incluso con la posibilidad de leer los mensajes de correo, y que Google no estaba haciendo mucho para impedirlo.

Para aquel entonces, Google publicó en su blog un artículo en la que aseguraban que sus directivas de privacidad no admitían que se leyese el contenido de los correos, y que estaban vetando las aplicaciones que no se ajustaran a ello.

No obstante, esta semana el Senado citó a representantes de Google, Facebook y Twitter para que respondieran algunas preguntas sobre el manejo de la privacidad de las cuentas, cita a la que no acudió nadie desde Mountain View.

Sin embargo, The Wall Street Journal tuvo acceso a una carta enviada por una representante de Google a los senadores, en la que se admite que aunque la compañía había dejado de escudriñar los correos de los usuarios, aún permitía que aplicaciones de terceros lo hicieran, siempre y cuando fueran “transparentes” al informar a los usuarios sobre los datos a los que tenían acceso. Incluso se permitía a operadores humanos leer el contenido de algunos mensajes de correo, para ayudar a entrenar a los sistemas de IA.

Fuente | The Wall Street Journal