Un profesor de una universidad china está utilizando un sistema de reconocimiento facial para determinar cuándo es que un estudiante se siente aburrido para poder así mejorar sus clases.

Si has sido un estudiante durante mucho tiempo, entonces conoces esa sensación de estar aburrido porque tu profesor habla y habla de cosas que no te llaman la atención o que consideras que no son tan importantes. Sin embargo, ahora ya no tienes que ocultar tu aburrimiento, y todo gracias a un profesor de la Universidad de Sichuan en China.

Wei Xiaoyong es un profesor de ciencia que está utilizando un sistema de reconocimiento facial especialmente construido para analizar la cara de los estudiantes cuando están aburridos. De esta forma el puede mejorar sus clases y saber que partes de sus clases son más interesantes que otras.

wei-xiaoyong-en-una-clase

¿Cómo funciona?

Su técnica produce una curva para cada estudiante, lo cual demuestra cuando están contentos o “neutros”. Con estos dos indicadores el puede determinar si están aburridos o no.

“Cuando relacionamos esta información con la forma en como enseñamos y utilizamos una línea de tiempo, podemos saber si conseguimos la atención de los alumnos.”

Aún no se sabe si funciona realmente bien, ya que este sistema no tiene en consideración otros aspectos particulares de cada estudiante (problemas familiares, déficit de atención, etc.) y porque los test se realizan sabiendo que están siendo grabados. Sin embargo, esta idea parece ser del agrado de otras universidades chinas que quieren implementar esta tecnología en sus clases también.

Pero lo mejor (o peor), es que Wei cree que esta tecnología no se debería limitar a las clases universitarias, sino a muchos otros lugares.

“Se puede utilizar en una amplia gama de ciencias sociales, como en la psicología o otros centros educacionales.”

Está claro que esto podría mejorar algunos servicios de una forma brutal, pero no sabemos hasta que punto nos gustaría estar siendo grabado constantemente analizando mis reacciones.